<img height="1" width="1" style="display:none" src="https://www.facebook.com/tr?id=1069148873240546&amp;ev=PageView&amp;noscript=1">
 2208-1324 Regresa al SITIO > Haz una CITA >
Publicado por Colegio Paseo Esmeralda Feb 19, 2019 12:10:13 PM

¿Cómo organizar el tiempo de tu hija después de clases?

Los tiempos en que las niñas volvían a casa de la escuela para jugar supervisadas han quedado atrás. Las vidas de los padres están ocupadas, y las de las niñas también pueden serlo. Establecer un horario para enriquecer sus vidas y disminuir el estrés de la familia constituye todo un acto de equilibrio.

Para las niñas de hoy, las actividades después de la escuela son numerosas y diversas. Pueden inscribirse en clases extracurriculares, clases de baile o incluso actividades deportivas. Dicho de otra manera, el tiempo después de la escuela puede ser formal y organizado.

La razón principal para crear un horario después de la escuela es para ayudar a tu hija a saber qué esperar, para asegurarte de que no se encuentre abrumada por demasiadas actividades y para enriquecer sus experiencias, además de que cuente con el tiempo suficiente para cumplir con sus tareas y sus horas de descanso, y su desempeño académico no se vea afectado. Dejamos estos 7 consejos que puedes llevar a cabo para organizar de una mejor manera el tiempo fuera de la escuela de tu hija.

1.- Crear un horario del hogar.

Trata de que tu hija establezca un horario regular. Esto ayudará a que tu hija fomente conservar un patrón diario de rutina. Las niñas que se acuestan temprano van a la escuela bien descansadas. El punto de crear este horario en el hogar es que puedas considerar todos tus pendientes y ella logre asistir a las actividades extra sin descuidar otras áreas, en particular la escuela.

2.- Elaborar un calendario maestro.

Emplea un calendario grande, del tamaño de una pared en tu casa, que incluya compromisos de la familia, horarios para las actividades extracurriculares, días de descanso y otros eventos principales en el hogar y en la escuela. Anota las fechas en que tu hija presente exámenes relevantes o fechas de vencimiento para proyectos. Esto ayudará a los miembros de la familia a realizar un seguimiento de las actividades de los demás y evitar cualquier conflicto de programación.

     3. Usar checklists.

Promueve que tu hija adquiera el hábito de llevar una lista de "tareas pendientes". Usa listas de verificación para publicar tareas, tareas domésticas y recordatorios sobre qué materiales debe traer a clase. Tu hija debe conservar una libreta o cuaderno pequeño dedicado a enlistar tareas asignadas. Al marcar los elementos completados de la lista, obtendrá una sensación de logro y mantendrá control de todos sus pendientes.

     4. Organizar las tareas asignadas.

Antes de comenzar una sesión de tareas, alienta a tu hija a que asigne números a los pendientes en el orden en que deben realizarse. Conviene que empiece con uno que no sea demasiado largo o difícil, pero evita que guarde las tareas más largas o difíciles para el final. No será adecuado que trabaje en un ensayo de historia a las 10 de la noche.

Si tu hija tiene una tarea más grande que no entregará al siguiente día, muéstrale cómo distribuirla en partes más pequeñas para que vaya concretándola durante su sesión de tarea habitual.

      5. Realizar una limpieza semanal.

Haz que tu hija limpie sus cosas y sus cuadernos semanalmente. Los exámenes y los documentos deben organizarse y mantenerse en un archivo separado en el hogar. Papeles, envolturas y basura deben tirarse. Los útiles escolares que se hallan al fondo de su mochila deben volver a colocarse en su lugar para que no se pierdan.

     6. Prepararse para el día siguiente.

Antes de que tu hija se vaya a dormir, debe guardar sus trabajos escolares y sus libros. Debe preparar su ropa para el día siguiente. Sus dispositivos deben estar conectados para cargarse. Todo esto reducirá la confusión de la mañana y permitirá que tu hija se aliste rápidamente para el día siguiente.

Además de esto debe de organizarse y saber que tendrá que hacer el siguiente día y si tendrá tiempo para realizar sus pendientes o no podrá ya que tiene alguna actividad programada, esto sirve más si desde el fin de semana prepara su semana, pero para las niñas es bueno comenzar tener preparado que hará el día siguiente.

7.- Apoyar a tu hija mientras aprende a organizarse.

Ayuda a tu hija a desarrollar habilidades de organización fotocopiando sus listas de verificación y los horarios y pegándolos en el refrigerador. Recuérdale que llene con cuidado las fechas del calendario y que mantenga organizados los documentos y los materiales. Lo que es más importante, dale un buen ejemplo. Usa el gran calendario tú misma. Arregla tu propia ropa para el día siguiente. Y deja listas tus propias tareas.

Cuando nuestras hijas aún se encuentran en la primaria puede no resultarles tan complicado organizarse a pesar de tener actividades y tareas, pero conforme vayan creciendo y avanzando a niveles con cargas más elevadas de deberes tendrán muchos problemas si no saben organizarse. Por lo que es muy probable que tendrán que abandonar algunas actividades favoritas por verse obligadas a realizar tareas y pendientes. No permitas que le suceda esto a tu hija y enséñale a ser organizada desde pequeña.

En el Paseo buscamos que nuestras alumnas desarrollen hábitos para que sean constantes y logren llevar una rutina con que puedan cumplir sus objetivos, tanto personales como académicos, desde los primeros años. Entra y descarga nuestro folleto de modelo educativo para que conozcas más sobre nosotros.

Modelo Educativo Paseo Esmeralda

 tiempo

Categorías: Colegio Paseo Esmeralda, Consejos para padres, Aprendizaje de niños