<img height="1" width="1" style="display:none" src="https://www.facebook.com/tr?id=1069148873240546&amp;ev=PageView&amp;noscript=1">
 2208-1324 Regresa al SITIO > Haz una CITA >
Publicado por Colegio Paseo Esmeralda Feb 21, 2019 9:20:45 PM

¿Cómo controlar el uso de tablets y dispositivos móviles en tus hijas?

Vivimos en una era súper-tecnológica, la cual impulsa a toda la humanidad hacia el futuro. Pero de alguna manera, como cada moneda tiene dos caras, también es una maldición. La tecnología facilita nuestras vidas de muchas maneras, pero asimismo nos hemos vuelto dependientes de ella. Está cambiando la forma en que vivimos, influyendo en cómo nos comportamos y alterando el modo en que pensamos. Así, es posible imaginar las implicaciones que tiene para nuestras hijas.


Es común que las niñas de hoy ocupen demasiado tanto tablets como dispositivos electrónicos, por lo que a los padres esto nos preocupa. Entonces, si desconoces cómo disminuir esta adicción, dejamos estos 7 consejos para que tu hija deje de usar por tanto tiempo los dispositivos electrónicos.


1.- Limitar el tiempo a solas


Con las computadoras de escritorio, un paso recomendable para que tus hijas no se excedan en su uso es mantenerlas en una estancia familiar. Si sabemos cuánto tiempo juegan nuestras hijas y vemos lo que están haciendo en la computadora, será mucho más fácil tener un control y establecer un límite.

Desafortunadamente, los dispositivos portátiles como teléfonos inteligentes o tablets son difíciles de controlar. Pero si ellas juegan en los tuyos, evitar que se los lleven a su habitación puede ser una buen procedimiento para limitarlas. Además, considera si realmente necesitan un dispositivo propio, no es indispensable para la mayoría de las más pequeñas.

2.- Proteger las contraseñas


Sin saberlo tú, los niños pueden acumular enormes cuentas de dinero, comprando joyas o donas en juegos "freemium" si se les permite. Debes colocar una contraseña siempre que se realice una compra con tu tarjeta de crédito. También es importante no compartirlas con tus hijas, y elegir que no puedan adivinarlas fácilmente. Asegúrate de que sólo jueguen en su dispositivo con permiso tuyo.


3.-Usar transiciones


Al emplear las niñas un dispositivo, es mejor avisarles con anticipación cuándo será el momento de guardarlo. Entonces, para prevenir que se emberrinchen, 10 minutos antes de la hora de cenar, hazles saber que se les acaba el tiempo.

4.- Prohibir los dispositivos de ser necesario


Si la alerta temprana no funciona, siempre existirá una mejor opción. Tú sigues siendo el que está a cargo, y si los juegos llegan a convertirse en un problema, lo mejor será restringir su acceso al iPad u otro dispositivo móvil y tus hijas deben de obedecerte.


5.-Llenar su tiempo con otras actividades


Para algunas niñas, los juegos son más que diversión. Ofrece una forma de lidiar con el estrés, de llenar algún hueco en su vida social o simplemente de aliviar las horas de aburrimiento. Resulta poco probable que quitar los dispositivos de juego sin proporcionar alternativas sea útil a largo plazo. Entonces, después de restringírselos, asegúrate de sustituir ese tiempo con otra actividad. Si tu hija se queda sin teléfono, inscríbela en algún grupo extracurricular tres veces a la semana o llévala a pasear en bicicleta.

6.- Poner buen ejemplo


El siguiente consejo debe ser evidente: las niñas aprenden de sus padres. Si ellos mantienen sus ojos en una pantalla en todo momento, ellas creerán que la visualización continua de los dispositivos es un comportamiento aceptable. Por lo tanto, los padres deben apartar su teléfono o tableta durante las comidas o al pasar tiempo conviviendo con sus hijas.


7.- Controlar tu adicción


Los padres también deben analizar detenidamente su dependencia de los dispositivos móviles. Muchos deslizan un dispositivo móvil en las manos de sus hijas para obtener un tiempo de inactividad en el que no intenten llamar su atención todo el tiempo, o para comer sin distracciones en un restaurante. Esto es aceptable con moderación, pero eventualmente las niñas deben comportarse sin tales muletas.

Como padres debemos recordar que aunque a nuestras hijas les encanta pasar tiempo en el celular, al grado de desarrollar una adicción, somos nosotros quienes definimos cuánto tiempo le dedican a estos dispositivos y quienes fijamos las reglas, por lo que conviene que seamos firmes con el fin de que no se vuelvan adictas a ellos. Así que la próxima vez que piensen en concederle un dispositivo a tu hija toma en consideración los consejos de este artículo.


En el Paseo conocemos lo difícil que puede ser para los padres tomar decisiones adecuadas y educar a una hija de manera correcta. Por lo que contamos con una escuela para padres en la cual buscamos que tanto desde el hogar como en la escuela se refuercen este tipo de comportamientos y se den consejos al respecto. Si quieres saber más sobre nuestra escuela para padres entra y conócela.

ESCUELA DE PADRES >

autocontrol-1 

Categorías: Consejos para padres, Colegio Paseo Esmeralda, Preparatoria, adolescentes, consejos